Logo dominicosdominicos

Blog Con otros ojos

Sor María Dolores Pérez Mesuro

de Sor María Dolores Pérez Mesuro
Sobre el autor

10
Oct
2009

Concurso de pies

3 comentarios

Se hizo un concurso, como uno de tantos, sobre quién tiene los pies más bonitos y perfectos. Sucedió en la ciudad de Chicago, pero podía situarse en cualquiera.Hoy en día estos concursos son atractivos para la mayoría de las personas.Y con un premio también suculento. Se presentaron miles de personas, sus pies eran perfectos, hermosos, sin durezas, cuidados hasta el extremo, los había de todas las razas, de jóvenes, de mayores, de niños, hombres, mujeres...;todos orgullosos de poder mostrar tal belleza. Para ganar el concurso, bastaba enseñar sus pies y que gustansen estéticamente.

Me hizo pensar: ¿cómo serían los pies de Domingo. Hombre itinerante ,que había caminado por su por caminos duros, llenos de polvo, piedras, enrramados y con hierbas.. Seguro que no ganarían ningún premio, estarian deteriorados, golpeados, ensangrentados en ocasiones, con lesiones ... y muy cansados, quizás hinchados, seguro que no limpios, y con durezas y callos; encallecidos por ser predicador itinerante. Sin embargo sus pies han llevado a los hombres la Buena Nueva, el Evangelio. Le han permitido llegar a lugares difíciles -el corazón humano- para anunciar a tiempo y a destiempo el Evangelio. Han sido los que, aún cansados, "caminaban" junto con los hermanos, para darles valor.Se pararían a escuchar a las personas, y darles toda su comprensión y compasión.¿Recordamos acaso los "callos" de Santo Domingo, los dedos golpeados de su pies y las plantas doloridas? No, hoy en día no ganarían ningún premio, pero son los pies perfectos, son los -pies hermosos del Mensajero- ¿Nosotros cómo tenemos los pies? Somos sus hijos , a pesar de los zapatos, nuestro corazón ¿sabe caminar y ser caminante?. Que lo importante en la vida no sea cuidar nuestros pies para ganar un concurso.

Posterior Anterior


Hay 3 comentarios, comparte el tuyo

En caso de duda, puede consultar las normas sobre comentarios.

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores. Por este motivo, tu comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

cancel reply


1
lola
16 de Octubre de 2009 a las 14:28

no he visto nunca pies perfectos, siempre veo pies sucios. deformes y doloridos. de la vida y la soledad

2
Ángela
16 de Octubre de 2009 a las 19:51

Me ha gustado la idea... sí hemos hecho de todo nuestro cuerpo, incluso los pies, un lazo atractivo. Gracias por recordarnos que dentro de nuestro físico hay algo mucho más valioso y que no permite ni callos ni durezas... así sería el corazón de Domingo, sin callos, sin durezas, aunque fuerte, grande y quizá un poco deformado por "el peso". gracias Sor Lola

3
Sixto
18 de Octubre de 2009 a las 23:42

Excelente reflexión :)) Hay más de un tipo de belleza, y a veces la más importante escapa a la vista...

Suscripción

Suscribirse por RSS

últimos artículos

Archivo